.
0

Muchas veces, como consecuencia de una actuación médica, se produce un daño al paciente, que sufre en su integridad física por esa actuación, daño que es evaluable económicamente e indemnizable.

Es importante determinar qué es una negligencia médica, y cuando se produce, y por tanto si es susceptible de reclamación e indemnización.

¿Cuando se produce negligencia médica?

La negligencia médica se produce cuando la actuación del profesional médico no se ajusta a lo que se conoce como “lex artis”, es decir, la actuación médica no se ajusta a los procedimientos ni a las técnicas indicadas por la comunidad médica, y ello es causa de lesión y daño al paciente. Esta actuación médica por falta de la diligencia debida es la que provoca que el daño sea indemnizable. Por tanto toda actuación médica debe realizarse cumpliendo unos parámetros mínimos y estándares de conducta profesional, que de no producirse, y sean causa de daños o perjuicios al paciente, darán lugar al derecho a ser indemnizados.

Una vez explicado el concepto debemos analizar la amplia casuística ante la que podemos encontrarnos de mala praxis médica, empezando por que las negligencias médicas se pueden producir en diferentes ámbitos, como son el de la sanidad pública, la sanidad privada, en la cirugía plástica y reparadora, en la odontología, así como en todos esos ámbitos pueden ser por motivos de urgencias médicas, cirugías o errores de diagnóstico.

Reclamación por negligencias médicas en la Sanidad Pública

En este artículo hablamos de las negligencias médicas en el ámbito de la sanidad pública, y en particular en la comunidad autónoma de Andalucía, competencia del Servicio Andaluz de Salud (SAS), es distinto el tratamiento jurídico que tienen con relación a las negligencias en el ámbito de la sanidad privada, ya que los procedimientos a seguir en estos casos y la consideración jurídica son distintas.

Por eso, cuando sospechemos que nos encontramos ante una negligencia médica del SAS, ya sea producida por una actuación en un hospital o en un centro de salud, debemos inmediatamente formular una queja en el servicio de atención al cliente, y recabar toda la documentación médica que se pueda con carácter urgente para conservarla en nuestro poder para actuaciones posteriores.

En ese momento debe acudir a un abogado especialista en negligencias médicas que te asesorará y te informará de los pasos a seguir en cada momento.

En nuestro despacho, donde contamos con abogados especialistas en reclamaciones por negligencias médicas, estudiaremos tu caso, para lo que contamos con peritos médicos especialistas en todas las áreas de la medicina, que harán un estudio de viabilidad totalmente gratuito de tu caso, y será su criterio médico el que nos permitirá conocer si nos encontramos ante una negligencia médica.

De confirmarse la negligencia, nuestros abogados formularan la oportuna reclamación , que se tramita como responsabilidad patrimonial de la sanidad pública, hasta la culminación del procedimiento administrativo, que una vez concluido, sin que se haya conseguido acuerdo, dará paso a la interposición de la reclamación contencioso administrativa ante los tribunales. Te ofrecemos comenzar todo el trámite sin coste ya que en nuestro despacho solo cobramos cuando cobres.

Deseo y espero que las explicaciones dadas, puedan ser útiles a todos aquellos que se vean afectados por una negligencia médica en el SAS, y busquen el justo resarcimiento de los daños y perjuicios causados, teniéndonos siempre a su disposición en nuestro despacho especializado en negligencias médicas.

Fdo. Félix Etayo Jarén
Abogado Socio Director